lunes, 28 de mayo de 2012

¿Se acuerdan de lo de Krahe? Pues lo juzgan hoy. Por blasfemia. (Bueno... ofensa a los sentimientos religiosos, se llama ahora.)


Reconozcan que en este país no nos aburrimos nunca... Siempre hay una insensatez a mano para sacarnos del tedio.


(No, lo de Bankia y eso bien, gracias. En caída libre.)

2 comentarios:

FHNavarro dijo...

Ser cliente de Bankia es todo un deporte de riesgo. Yo todos los días me pongo el casco y el paracaídas, aunque me temo que de poco me va a servir si la cosa va a peor.

Un saludo

Niño Gusano dijo...

La gente se está quedando muy loca