miércoles, 2 de julio de 2014

Ustedes saben ya que existe Orgullo y satisfacción: el blog, ¿verdad? Donde los sospechosos habituales van subiendo joyas que son bombas (o bombas que son joyas, no sé).