domingo, 15 de julio de 2012

Otra de esas falacias que la demagogia multiplica: no hay cuatrocientos y pico mil políticos, no somos el país con mayor porcentaje de políticos. (Ni creo que la solución al problema en el que estamos pase por disminuir su número... Lo que sobran son políticos ineptos. Y, ya puestos, también los ineptos no políticos.)

2 comentarios:

Agustín dijo...

Perdón por el retraso en contestar. Estoy de acuerdo con que la cifra está extraordinariamente inflada y que probablemente sean menos de 100.000, sumando todo. Aun así sigue siendo una cifra disparatada y de ninguna manera comparable a los países de nuestro entorno. Tan solo Francia y algunos países del Este (Ucrania y la República Checa, sobre todo) nos superan, aparte claro de algunos micropaíses.

Y tampoco me vale que me digan que la mayoría de los concejales no viven de ello exclusivamente porque una pequeña ayuda de, pongamos, 300 euros al mes, en un pueblo pequeño, cunde bastante más.

Que hay mucha demagogia en todo esto es indiscutible, pero tampoco perdamos el punto de vista nosotros.

fnaranjo dijo...

Tu kung-fu numérico es mejor que el mío, así que con respecto a porcentajes y comparaciones con otros países, tú la llevas...

Pero a lo que voy es a la reducción al absurdo. Esos memes que corren por la Red (y el consiguiente boca-oreja posterior) que dan a entender que acabando con los políticos se soluciona todo. La solución mágica.

Y esa idea cada vez más generalizada de que los políticos (y la política, por tanto) son lo peor. Como Franco, ya sabes: usted haga como yo y no se meta en política.

Siempre he pensado que el problema en este país no es la corrupción política... sino que a todos nos parezca normal que la haya. Que la asumamos como parte del ejercicio del poder. Y que luego votemos a los corruptos.