jueves, 11 de diciembre de 2008

de indios

Me regalaron no hace mucho más de un mes Corazón, una novela concisa de F.M. Me pareció interesante la premisa (un ingeniero que se enrola en la construcción de la vía férrea que conecta las dos costas en unos EEUU en los que todavía abundan los bisontes y las naciones indias viven en sus territorios, libres) y me gustó la pulcritud de la prosa. Disfruté con algunas de las descripciones, tan visuales, casi como si de indicaciones escénicas (y estéticas) se trataran. Me gustó el tono general de fábula que se desprende de la lectura, que me trajo a la memoria algunos momentos del Hombre de papel de Manara o de esa película extraña, Pequeño gran hombre. Me jodió un poquito el asunto del buen salvaje y la voracidad del hombre blanco a lomos siempre del progreso asesino, la moraleja obvia; habría que poder volver a John Ford sin necesidad de darle más vueltas a lo evidente y sin caer, por favor, en lo ridículo.

Por lo demás, bien. Sorprende un poco una novela así. O a lo mejor no, que tampoco leo a tantos españoles de generaciones recientes...

2 comentarios:

little girl dijo...

Que casualidad leer tu comentario con justo cuando estoy con Adri!!!

me alegra saber que te ha gustado...

:)

fnaranjo dijo...

Pues nada... dale recuerdos!!

;-)